Las frases más destacadas de Taylor Swift en

LA TRANSFORMACIÓN DE TAY TAY

Las frases más destacadas de Taylor Swift en "Miss Americana"

Las frases más destacadas de Taylor Swift en "Miss Americana"

Netflix lanzó un emotivo y revelador documental sobre la artista que muestra los altibajos de su carrera y su transformación personal.

El viernes 31 de enero, Netflix lanzó en su plataforma Miss Americana, un emotivo y revelador documental sobre Taylor Swift que muestra los altibajos de su carrera y su transformación personal. Paso a paso, la artista navega las diferencias entre la persona que el mundo quiere que sea y la que ella quiere ser.

Ya en el inicio del documental, Taylor relata que desde chica su felicidad dependía de la aprobación de los otros, de los aplausos. A continuación, repasamos las frases más destacadas al respecto.

"Mi código moral de niña y ahora de adulta es la necesidad de que me consideren buena".

"Me entrenaron para sentirme feliz cuando recibo muchos elogios".

"Las palmaditas en la cabeza era lo único por lo que vivía".

Y acá, un punto clave de su historia, su vida y su carrera: "Me convertí en la persona que todos querían que fuera".

"Pero cuando vives esperando la aprobación de extraños, y solo de allí deriva toda tu alegría y satisfacción, una sola cosa negativa puede hacer que todo se desmorone".

Así es como entendemos la presión constante que siente por triunfar y agradar al resto, y lo mucho que pueden afectar los comentarios negativos, la mala prensa. O lo abrumador que fue cuando Kanye West interrumpió su discurso de agradecimiento en los VMAs de 2009 para decir que Beyoncé merecía ser la ganadora de ese premio. "En ese momento creí que todos me estaban abucheando a mí, pero en realidad lo estaban abucheando a él", confiesa la artista.

“No puedo darme el lujo de ir aprendiendo (sobre la marcha) porque mi vida está planificada con dos años de antelación”.

Con el correr de los años, Taylor empezó a cuestionarse esa forma de ver las cosas. Porque a pesar de ser una de las artistas más exitosas también era una de las más criticadas y cuestionadas, y eso la afectaba. Y porque podía llenar una estantería de premios, como el Grammy al mejor disco del año, pero no tenía con quién celebrarlo. Porque nunca nada era suficiente.

Ese click en su cabeza se dio cuando su mamá contrajo cáncer: “¿De verdad te importa si en Internet no te quieren hoy si tu mamá está descompuesta por la quimioterapia?”. “Me despertó de esta vida en la que me preocupaba por otras cosas”.

“Uno debe priorizar lo que realmente importa, que en mi caso son mi familia y mis amigos”.

Los desórdenes alimenticios fueron otros de los grandes obstáculos para Swift, quien reconoce que no le gusta ver fotos de ella todos los días en Internet, especialmente cuando lee comentarios diciendo que tiene panza o que parece embarazada. “Hay cosas que me detonan”. Y esas cosas hicieron que, a pesar de tener una vida agitada y de ejercitarse mucho, dejara de comer. “No te das cuenta de lo que haces porque es algo gradual”.

Después del mal momento que pasó tras su enfrentamiento con Kanye West y Kim Kardashian y la catarata de comentarios negativos en su contra tanto en las redes sociales como en los medios, Taylor se alejó de todo durante un año. Esa distancia y el amor de la mano de Joe Alwyn la ayudaron a cambiar su forma de ver las vida y de concebir la felicidad. “Aunque todo era horrible, estaba feliz. Pero no de la forma en que me habían entrenado”.

Y en ese proceso de transformación, en el que mucho influyó el haber sido víctima de acoso sexual, Tay Tay decidió que quería usar su voz y su influencia para algo más que cantar sobre amor y rupturas. Dejar de ser esa “niña buena” como le habían enseñado e impuesto toda la vida, esa chica que no da su opinión porque a nadie le va a importar o porque sus palabras pueden incomodar: “Quiero vestirme de rosa y poder hablar de política. No son dos cosas excluyentes”. Así, comenzó a pronunciarse en favor de los derechos de las mujeres y la comunidad LGBT, y a tratar de deconstruirse: "Intento siempre aprender cómo eliminar la misoginia de mi propio cerebro. Tirala, rechazala y resiste. No existen las zorras. No existen las perras".

Las frases más destacadas de Taylor Swift en "Miss Americana"